13 sept. 2012

Responda, por la chucha!






X: "Hola, cómo estás?"
... [30 segundos]
... [2 minutos]
... [7 minutos]
... [12 minutos]
... [18 minutos]
Y: "Bien. Tú?" 
X: "Ah, pensé que no estabas. Yo, bien. Necesito hablar contigo. Podís?"
... [30 segundos]
... [2 minutos]
... [7 minutos]
... [Media hora]
X: "Olvídalo."




Algunos saben que soy inmediatista; otros saben que me desespera sobremanera no responder algo de inmediato. Entonces me pregunto, ¿qué mierda le sucede a la gente culiá que no le pasa lo mismo que a mí? ¿Acaso no les enferma tener algo pendiente como una respuesta? ¿No les estresa tener la ventana de chat destellando color, sin sentir la necesidad de contestar al tiro? Si usted no lo siente, yo sí. Es algo que me llega a angustiar. Me desespera no hacerlo, y me desespera más aún cuando no sé cómo hacerlo rápidamente por algún motivo. No quiero que piense que hablo de temas profesionales-laborales-universitarios-formales-ustedmeentiende, porque esos son, lógicamente, de premura absoluta. Esto es algo netamente enfocado al ámbito personal. Esa conversación con la amiga, el mensaje del mino de turno, el mail de la compañera del colegio, el tuit del hueón que no conoce... Se entiende?

Sea un mail, un tuit, un sms, un Wazap, un llamado telefónico perdido, un mensaje en Facebook, un chat... cualquier hueá que necesita respuesta, merece que usted se dé la paja de responderla a la brevedad. No es una cuestión de orgullo, ni competencia, ni nada. Es porque al otro lado del medio que sea, hay una persona que necesita de esta, a veces, urgente, a veces no, pero mejor hacerlo pronto. 

Cuando usted no tenga ganas de responder rápido, porque necesita pensar la situación, estudiar los puntos, recopilar información, esperar respuesta de otra persona, no tiene plata en el teléfono, se le quedó el celu en la casa, se le acabó la batería, no estaba cerca del pc, o blá, puede hacer lo que una persona sensata haría. AVISAR. 

  • "Pucha, no estaba en la casa, recién vi el asunto".
  • "No alcancé a contestarte y justo se me acabó la pila".
  • "Te contestaré pronto, debo pensar las cosas".

O más simple aún: 

  • "No me interesa".
  • "No quiero tener esta conversación".
  • "Por favor, no me interesa participar de esa reunión".

Y así. 

Pero sea educado, no se crea mijito rico y responda. Mire que es más desagradable que la conchetumare estar esperando que sus majestades respondan las cagás que uno les manda, porque si no necesitaran una respuesta rápida de ustedes, tengan claro que no los pescarían ni pa'l hueveo. 

A veces es pulento dárselas de bacán con alguien a quién uno le interesa afectiva-yománticamente, pero de repente. Después se torna una lata y dan ganas de mandar a la chucha. Así que tampoco utilice esa técnica culiá fea porque si no es por voluntad, es porque simplemente el otro le importa una corneta y seguramente para usted, su "no contestador rápido", debe ser una lata recibir esas muestras de cariño o interés y sería bastante más fácil su vida, si termina con todo de una buena vez. 

Pero qué es lo que odio por sobre muchas cosas? Los hijos de puta que no son siquiera capaces de responder. Esos engendritos, merecen mi mayor desprecio, mi asco perpetuo... las mayores torturas del infierno. Esa gente culiá, debe extinguirse. Fin.

Bueno, ya sabe de mi compulsión responditiva,  así que tampoco se sienta muy especial su gil culiao, que no es tampoco tanto interés, es mi enfermedad la que me tiene así. Cagá.

Conchetumare... 

ME ODIO.


3 comentarios:

Felipe (R.) dijo...

Eso pasa en vivo también, con gente a la que "se le va el avión". Uno les pregunta una hueá y se quedan callados, y después de 20 minutos te preguntan otra cosa.

Claro que para esos casos particulares existe la ventaja de poder gritarles ahí mismo: responde mierda...

Dickeiro dijo...

Es cierto. Al final te hacen sentir como que mejor no haberle hablado, porque ni te pescan.

En la pega tengo una comadre así, le hablo y me pesca a los 10, 20 incluso 1 HORA DESPUÉS, cuando ya se me había hasta olvidado que le hablé, es más lenta que la cresta.

Y da rabia la wea. O cuando mandas un mensaje, wasapeo, la wea que sea y no te dicen ni pío. Y ESTÁS PREGUNTANDO ALGO, CARAJO.

En fin. Pienso idéntico.

r. dijo...

Más de acuerdo que la chucha.